viernes, 17 de julio de 2009

Amor me sabe a poco



Amor me sabe a poco. Convendría
buscar una palabra más hiriente,
por ejemplo, terror, puñal, serpiente
o he visto a Dios cuando Él no me veía.

Con la palabra amor yo no sabría
explicarte qué siento ni qué siente
mi corazón en llamas cuando, afluente
del tuyo, se desborda y se vacía.

Amor me suena a poses y armonía,
pero lo que yo siento es como un río
que huele a noche y nace del exceso.

¿Cómo llamar amor a la agonía?
Y, sin embargo, amor, con ser tan mío,
no encuentro otra palabra para eso.

Y para los amantes de la poesía, Pedro Sevilla aquí.

25 comentarios:

Capitán dijo...

Me lleva a San Juan de la Cruz

Ladrón_De_Versos dijo...

No está nada mal, solamente que al leerlo le falta musicalidad... "mis sonetos" son todos claramente asonetados, no encaja nada métrico en ellos, pero tienen mucho ritmo y musicalidad. Armar un sonento es un acto heróico, una vez acabé totalmente enloquecido, mordiendo el papel y estirándome de los pelos. Saludos Jesús y que la poesía ilumine tu vida como hasta ahora.

Mirna dijo...

Me ha gustado mucho, Jesús.
Un abrazo

Jesús Cotta Lobato dijo...

Vayamos, pues, juntos a san Juan, Capitán.

Ladrón, si hay algo difícil, es cuadrar un soneto. Gracias por tu crítica.

Mirna, para lectoras como tú.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Me ha gustado mucho Jesús, mucho.

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Es magnífico, Jesús, no te digo más...

Jesús Cotta Lobato dijo...

Javier, José Miguel, es un soneto que tiene más de diez años. No sabía si rescatarlo o no. Vosotros lo estáis rescatando.

elpiyayo dijo...

No debieras nombrar la palabra Dios con mayusculas en ese poema. No debieras buscar otra palabra sinonimo de amor si el amor desborda y todo lo abarca, todo lo llena y todo lo vacía si es de su ausencia.
Pero estos versos me recuerdan a mi primer contacto con mi amada, pues al fin y al cabo, solo detecto desvarío y confusión, pasión y furia, asi que :
Aunque hablara las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo caridad, soy como bronce que suena o címbalo que retiñe.
2 Aunque tuviera el don de profecía, y conociera todos los misterios y toda la ciencia; aunque tuviera plenitud de fe como para trasladar montañas, si no tengo caridad, nada soy.
3 Aunque repartiera todos mis bienes, y entregara mi cuerpo a las llamas, si no tengo caridad, nada me aprovecha.
4 La caridad es paciente, es servicial; la caridad no es envidiosa, no es jactanciosa, no se engríe;
5 es decorosa; no busca su interés; no se irrita; no toma en cuenta el mal;
6 no se alegra de la injusticia; se alegra con la verdad.
7 Todo lo excusa. Todo lo cree. Todo lo espera. Todo lo soporta.
8 La caridad no acaba nunca. Desaparecerán las profecías. Cesarán las lenguas. Desaparecerá la ciencia.
Quedate con el amor y deja de buscar, al fianl te perderás.

Ladrón_De_Versos dijo...

Joder, casi me convences el piyayo... jajajajajajaja, nada, pues eso, buenos días para algunos, a mí me ha desvelado la gata a maullidos.

Ando mosqueado con los usureros y los comerciantes.

Saludos!

Ladrón_De_Versos dijo...

Por cierto, cotta, no he leído nada de tu "querido" Virgilio, tan sólo unas pocas frases en la wikipedia, pero tampoco me ha convencido tanto; hombre influido por su época y por los Dioses, jajajajaja, ¿Dioses? Claro, claro, seguro que tiene que haber más de uno, todo es cuestión de ser pareja... por cierto, Dios es masculino o femenino o andrógino? O ninguna de las tres cosas? jajajajaja, vaya lio...

Jesús Cotta Lobato dijo...

Al final del poema, piyayo, me quedo con la palabra amor. Quería yo decir con el poema que el amor es a veces tan grande que la palabra se le queda chica. Fíjate si es grande que san Pablo dedica todas esas hermosas frases a cantar su grandeza. En cuanto a lo de usar Dios con minúscula, no sé, me lo pensaré.

Ladrón, Dios es autor del sexo. Igual que Cervantes no es don Quijote ni Sancho, sino los dos y ninguno a la vez porque él es su autor, Dios es el autor del sexo, así que no es ni macho ni hembra, pero de algún modo también es todo lo que ha creado.

Ladrón_De_Versos dijo...

Dios con maýúscula, sí señor, así me lo enseñaron y así lo hago. Es una forma de alabanza, además de ser nombre propio. Saludos y gracias por la aclaración del sexo de Dios.

Ladrón_De_Versos dijo...

¿Dios copula con una Diosa y nos ha dado a los ángeles y a nosotros mismos? jajajaja, sería la ostia, la caña de España... (cuánta imaginación)

Ladrón_De_Versos dijo...

Buenas tardes Jesús. Veo que la poesía ha vuelto a ti con estos últimos poemas que nos has dejado para deleite de nuestros ojos y de nuestro paladar poético, pero... una pregunta: los tenías preparados de antemano o te han nacido en estos días de retiro? Saludos.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Ladrón, el de Constantinopla ha sido en estos días de retiro. El de Amor me sabe a poco tiene más de diez años y lo he sacado por si a la gente le gustaba.

Ladrón_De_Versos dijo...

Me tumbo en la cama, medito sobre algunos hombres, pensar duele, pensar mata: que crueles y malvados son algunos hombres; entonces recuerdo las palabras de alguien: "Matar un caracol porque sí es malo porque si."

Jesús Cotta Lobato dijo...

Ladrón, si me permites un consejo que me han dado a mí mil veces: no le des tantas vueltas al coco si eso te hace desgraciado. Dáselas para alegrarte la vida. En cuanto al aforismo del caracol, en fin, quería decir que la vida tiene un valor que no necesita ser demostrado y a quien atenta contra ella no hay que demostrárselo, sino sencillamente castigarlo. Un abrazo.

Ladrón_De_Versos dijo...

No estoy a favor de los castigos. Cada hombre lleva su propia cruz a cuestas. Allá cada cual con su propia conciencia. Es una ley moral que el dolor y el sufrimiento viene dado y ganado. Aunque a veces los justos pagan también como es el caso de Jacob y su santa paciencia. Saludos cotta.

Ladrón_De_Versos dijo...

¡Coño! Jacob, el fuego de Jacob noooooooo... el santo Job, ostias!

Jesús Cotta Lobato dijo...

Pues sí, Ladrón. Tienes razón. En el pecado está la penitencia. No hace falta castigo casi nunca. Un abrazo.

Rosna dijo...

El amor no me sabe a poco , después de leer su poema .
Muchas gracias por compartirlo
Feliz vacaciones !!!
Rosna

Máster en Nubes dijo...

Me ha gustado mucho, y como está, así, y vamos yo la lectura que hago -soy quizás torpe y no veo otras cosas- es que eso, que la palabra amor por ella se te queda corta, todo se queda corto con ella. O sea, precioso.

Un abrazo,
Aurora

Jesús Cotta Lobato dijo...

Sí, Máster, eso es lo que yo quería decir, que es una palabra demasiado gastada para la grandeza que representa, pero que no hay otra palabra, lo que la hace en realidad muy grande, por muy gastada que me parezca. Un beso.

Mery dijo...

Este soneto tendrá diez años, o mil, dá igual; es tan atemporal y perfecto como el buen amor.

Me ha encantado

Jesús Cotta Lobato dijo...

Gracias, Mery. Entonces lo rescataré para siempre del olvido.