miércoles, 23 de marzo de 2011

Quinto día sin fumar

Hoy comienzo mi quinto día sin fumar. El peor ha sido el tercero. Por eso escribo poco, porque sólo tengo fuerzas para luchar contra el monstruo de la nicotina, que está dando sus últimas boqueadas. Ya no la tengo en la sangre, sino en la cabeza. Ahora tiene lugar la psicomaquia. Si venzo en el combate, me aguarda la Tierra Prometida. Y lo celebraré con vosotros.

16 comentarios:

Elías dijo...

¿Tu quoque, Jesús?

Cada vez me siento más como la aldea de Astérix.

Abrazo.

La UmpaLumpa dijo...

La verdad, sólo por el hecho de tener la oportunidad de celebrarlo con nosotros deberías vencer el combate y olvidarte de la nicotina para siempre :-)))

Fuerza y abrazo

Granito dijo...

Ánimo, yo lo conseguí una vez durante cuatro años y medio y volví a caer pero ahora estoy reuniendo fuerzas para dejarlo definitivamente pues desde que fuí libre esa temporada ni siquiera lo disfruto como antes.
Me vienen muy bien referentes previos así que ánimo y fuerza para ti, y para mi mismo. De verdad merece la pena y se además que no te volverás un "anti" intolerante, recuerdo que lo peor son apenas 2-3 semanas.
Un abrazo.
Pedro

Dyhego dijo...

Don EPIFANIO:
Ánimo. No lo tome vd como una renuncia sino como una ganancia.
50 neutonios.

Ángeles dijo...

Yo en el único sitio donde no fumaba era en la ducha y porque no se puede y ya llevo más de dos años.
Mucha fuerza

Blimunda dijo...

Ojalá Jesús te pudiera ayudar de alguna manera...
Ánimo y un beso.

Olga Bernad dijo...

Desde la aldea de Astérix de Elías, te felicito.
Ánimo, has pasado lo peor, pero no te descuides;-)
Abrazos.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Elías, ego quoque. Yo era un fumador atormentado. ¿Qué más me da, pues, ser un exfumador atormentado? Tú disfruta de tu tabaco y no tengas en cuenta los bandazos que vamos dando los demás. Un abrazo, amigo.

Umpa, sí, a ver, tengo que pensar cómo celebrarlo. Gracias por los ánimos.

Granito, si lo dejaste tantos años, ahora te resultará al menos tan fácil como antes. Sí, el principio es lo peor. Ponte fecha y dite a ti mismo: se acerca el día de mi liberación.

Dyhego, así hago. Sus consejos no cayeron en saco roto.

Ángeles, entonces, si tú has podido, podré yo también. Gracias.

Blimunda, ya me estás ayudando. Me ha llegado tu fuerza.

Olga, lo peor será ver a mis amigos poetas ¡y no fumar!

lolo dijo...

Venga Cotta, no hay quinto malo. No abuses de tus mermadas fuerzas. Vencerás. Te mando un abrazo desde la admiración y la expectativa.

MAROCHA dijo...

Eres dueño de tu vida, no dejes que nada te la controle. Enhorabuena.
Te envío fuerzas, energías y ánimos desde Zaragoza.

Un saludo y ya irás contando.

Alejandro dijo...

Ánimo, Jesús... y si no lo consigues, que es poco probable, siempre te puedes justificar diciendo que fue una insumisión frente a tanta imposición.

Un abrazo.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Lolo, si me admiras, habrá sexto.

Marucha, no sé si soy dueño de mi vida, pero, desde luego, doña Nicotina se está encargando de hacerme ver estos días lo muy dueña que era de mí y cómo lo sigue siendo.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Alejandro, ese argumento está bien, pero no vale. ¡Ya me encantaría ser insumiso de un modo que no me ensuciara los pulmones!

Anónimo dijo...

ENHORABUENA. Ánimo,no deje que le venza un simple yerbajo,que en definitiva es lo que es el tabaco.Le mando FUERZA para que lo consiga (ya sabe es un simple yerbajo).Cuidadito el día de los Mercuriales...AnónimoE

José M. Martínez dijo...

Traidor.... (Un abrazo, y suerte)

Jesús Cotta Lobato dijo...

Anónimo E, con los mercuriales peligra mi virtud toda, porque los cigarrillos que más echo en falta son los compartidos con mis amigos poetas. ¡Qué bien me has calado, seas quien seas!

José M., de veras que me duele abandonar el grupo de los no fumadores ahora que está acosado desde tantos flancos. En realidad yo no he dejado de ser fumador, sino que voy a pasar un tiempo sin fumar, a ver qué pasa. Recibe mi abrazo y fúmate un pitillo a mi salud.