jueves, 10 de septiembre de 2009

El miedo al lector

En el blog la presencia del lector es abrumadora para mí. Me siento obligado a corresponderle. A veces me muerdo la lengua para que no tenga que leer cosas que le disgusten. Y otras veces abundo en un tema porque él me lo pide.

Un ejemplo fue Canora. Comenzó como una entrada que aspiraba a ser una más, pero Canora provocó entusiasmo y me sentí obligado a desarrollarla. Y a medida que la desarrollaba, se me fue desvirtuando. Por un lado, mi yo más espontáneo me pedía que Canora fuera una isla totalmente libre, una sociedad de cazadores, piratas y poetas peleones, donde habría sexo, toros y vida, pero, claro, tenía miedo de mis lectores. Así que la fue endulzando. Y cuando dije que en las milicias poéticas el uniforme de las mujeres sería un pareo y el de los hombres un taparrabos, José María Jurado, con su laconismo y elegancia habituales, me dijo que Canora se parecía cada día más al día del Orgullo Gay. Y nada más leer ese comentario, comprendí que Canora se me había descafeinado.

Así que ahora seré un poco más libre. Eso es lo que yo busco en las bitácoras de otros. Seguro que los otros también lo buscan en la mía.

27 comentarios:

Máster en Nubes dijo...

Te entiendo, creo. Y ¿sabes lo que te digo? que en muchos casos es por ser bueno, no es tanto por miedo -tú no tienes miedo ni autocensura :-), sino por cariño.

En fin, Cotta, que tú por no contrariar y aceptar a todos ...

Pero que lo que dijiste el otro día: come y mata. Mejor dicho, mata y come.

O sea, que es verdad lo de Canora, narices, me di cuenta cuando lo dijo Jurado. Estaba descafeiná...

Canora sólo será Canora si es tu Canora, y a los demás, conocidos, amigos o lo que sea, que nos den ... Es la tuya, recupérala, a por ella, que nos invitas y nos gusta, dabuten. Que no, es que es igual.

La libertad cuesta, y cuesta con los amigos, ahí es donde más cuesta contri lo que puede parecer ;-)

Un abrazo
Aurora

PS Me encantará ver a las gacelas muertas, a los hombres desnudos y a nosotras como sea. Es tu Canora.

Dyhego dijo...

Caro JESÚS:
Siempre tienes una respuesta amable para todos (sólo las buenas personas se esfuerzan por ver algo positivo en todo).
Como tú mismo has dicho en alguna ocasión, sé y siéntete libre en tu bitácora, que para eso es tuya, joder. Y si responder a todos te quita tiempo, prefiero que no me respondas. De todas formas te seguiré leyendo porque, como te dije en otra ocasión, me desconciertas y atraes.
Un neutonio, Jesús.
(Y yo no he visto ningún ramalazo de homosexualidad en Canora. Pero si lo hubiere, ¿pasaría algo?)

Olga B. dijo...

Llevo unas cuantas entradas de retraso, pero en esta te entiendo. Siempre apetece ser amable, pero no a toda costa. NO sé. Yo sí busco la libertad del otro, es la única manera de aprender un poco. Viene muy bien leer lo que te desconcierta, aunque de momento no estés de acuerdo (o no lo estés nunca). Te puede abrir caminos inesperados.
Saludos.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Viva la libertad¡¡¡

José Miguel Ridao dijo...

Te entiendo perfectamente, Jesús. Yo creo que eso depende de la personalidad de cada uno, y no creo que haya nadie al que no condicionen los lectores, al menos algo, por mucho que digan.

eres_mi_cruz dijo...

ayer en la televisión te noté mucho más libre... esas mangas con chorrera te daban un aire pirata pero el anillo del índice de tu mano izquierda (que causará furor) y sus movimientos reverentes, irremediablemente te delataban como un miliciano poético y peleón... fue una pena que te quitases esa perilla que te quedaba tan bien...

como verás tus lectores pueden convertirse en verdaderos coñazos...

Dyhego dijo...

¿Alguien podría decirme si se puede ver la intervención de Cotta en la tele? ¿Si está disponible en alguna dirección de internet o algo similar?
Gracias

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Bueno Jesús, después de leer algunos álogos, me lanzo.

Buena entrada. Y es buena porque es tuya. Las entradas siempre se crean antes de leer los álogos. Y así debe ser.

He dejado en el Cuaderno de Ridao uno, que viene al pelo.

La creación debe ser personal, y nunca se debe crear, nunca, pensando en el lector.

Más que creación sería entonces "creencia". Y todas las creencias están inacabadas.

Un fuerte abrazo.

Ramiro Rosón dijo...

Quizás no debiera escribirse pensando en los lectores, sino, en la medida de lo posible, como si se estuviera escribiendo en absoluta soledad, para uno mismo, aunque siempre sepamos que los lectores están ahí. El miedo a los lectores es un mal contra el que debemos luchar. Se ha de escribir lo que uno siente que está llamado a escribir. Es demasiado incómodo estar siempre midiendo cautelosamente cada palabra que uno escribe y pensando qué va a gustar a los demás.

Saludos cordiales.

Dyhego dijo...

No nos engañemos, SIEMPRE se escribe pensando en el hipotético lector (ya sea 1 persona,7 ó 2 millones.
Siempre se edulcora un poco la realidad de igual forma que uno se acicala mucho más cuando va a ver a la novia que cuando se va al monte a ver cabrones (MENÉNDEZ dixit).
Otra cosa distinta es darle al vulgo lo que pide.
Pero lo normal es queu no se honrado y escriba según sus estados anímicos o según el caballón literaria que haya decidido cultivar.
sí estoy de acuerdo con Pepemíguel Ridao en que las entrada de una bitácora deben ser moderadamente breves si no,la gente se las pira.
Así que, Jesús, siendo bestia a lo bruto, haga un día lo que le salga del güevo derecho y otro lo que le dicte el izquierdo.
1 neutonio.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Amigos, vengo del trabajo y me encuentro con vosotros, siempre tan amables.

Máster, eres un encanto. Siempre prefieres el riesgo de la libertad y eso es lo que necesito que me digan. Si lectoras como tú me animan a matar y comer, allá voy. No sé si me atreveré a desnudar a las mujeres, pero ya veré.

Dyhego, gracias. Responderos no es una obligación para mí, sino un placer. Dos neutonios en el antebrazo.

Pues sí, Olga, para oír lo que queremos oír, ya nos tenemos a nosotros mismos. Y como la mismidad es muy aburrida, al menos para mí, prefiero, como tú, el desconcierto de la otredad.

José Miguel, la cuestión es si en el blog somos al final tan libres como pretendíamos al principio. Te invito a escribir sobre eso, porque eres un experto metabloguero.

¡Cáspita, Eresmicruz! Eso de miliciano poético y peleón me ha encantado. Y la verdad es que me encanta que me digas que me notabas más libre, cuando en realidad estaba hecho un manojo de nervios porque el tema de la tertulia no era el que yo me había preparado. Lo cambiaron en el último momento. En cuanto a la perilla, me la afeité media hora antes del programa, porque no me daba tiempo a perfilarla y corté por lo sano. ¿Y cuándo me has visto tú con perilla? Siempre eres un misterio.

Dyhego, no te pierdes gran cosa. Es un programa de televisión local y se llama Sevilla Televisión. Salgo más o menos una vez al mes en un programa del miércoles por la noche que se llama Ojos que nos ven.

Javier, he leído tu comentario en la entrada de Ridao y la completo con el que haces en la mía. Si la censura es espantosa, cuánto más la autocensura. Así que grito contigo: viva la libertad.

Ramiro, eso es lo difícil, porque, como dice Ridao, cuando a uno le gusta algo que ha escrito, no puede dejar de pensar que después lo leerá alguien.

Dyhego, si hago eso, saltarán las alarmas. Empezaré por decir lo que me salga de la punta (de la nariz, se entiende). Ah, y que no se me olvide mañana agradecer la reseña de santa Teresa que has hecho.

Dyhego dijo...

Jesús:
1) Intentaré ver ese programa por internet y eso de que no me pierdo nada lo decido yo ¿no?
2)Hágalo usted y veremos qué alarmas saltan.
3)Perdone usted, que "me se" fue el santo al cielo y me he puesto a tutearlo...
3 neutonios, majo de mangas con chorreras (que alguien me explique en qué consiste dicha vestimenta, por favor)

José María JURADO dijo...

Lamento el efecto destructivo, pero Canora estaba echada a perder, como Sodoma y Gomorra.

Has salvado a tus lectores de la cólera divina y, al fin, no somos estatuas de sal.

José Miguel Ridao dijo...

Trasladando a esta entrada el debate de la mía (estamos haciendo un diáblogo a dos blogs), puntualizo que el miedo al lector se da principalmente en el blog (valga la reblongungancia). Es muy distinto cuando se escribe un libro, porque el contacto es menos directo e inmediato.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Dyhego, supongo que debe ser que las mangas de la camisa sobresalen a chorros por las mangas de la chaqueta.

José María, he aquí al culpable. De todos modos Canora no es para tanto. No creo que nadie se convirtiera en estatua de sal por volver la vista atrás, porque los canoritas no hemos intentado violar ángeles ni cosas así.

José Miguel, eso es. En un libro uno es más libre.

ReyVindiko dijo...

Prefiero al escritor que es considerado con sus lectores antes que al que es cruel. Y desde el momento en el que un señor deja constancia de lo que piensa escribiendo, está pensando en un lector, para entretener, mosquear, provocar, endulzar la vida o, simple y habitualmente, vender libros.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Reyvindiko, eso es cierto, pero lo que yo no quisiera es que el deseo de agradar al lector me llevase a descafeinar o endulzar en exceso lo que escribo. ¿Y qué me dices de los autores que son crueles con sus lectores siendo crueles con sus personajes?

Naida dijo...

Seguirá encantandome como escribes jesus! espero que te pases por mi blog tengo una entrada que quizás te guste, Mil besos!

Dyhego dijo...

Don EPIFANIO:
Creo que los autores que son crueles con sus lectores buscan la aprobación, como todo quisque, porque saben que los masoquistas gozan con unos buenos latigazos verbales (hay gente pa tó en la viña der Señor).
1 neutonio

Jesús Cotta Lobato dijo...

Dyhego, sí que hay lectores así. Yo no soy de esos. Bastante tengo con los políticos y los barriobajeros para encima pagar por gente que insulta lo que amo. Pero, en fin, a un autor genial casi todo se le perdona. Otro neutonio (con esta cantidad de neutonios nos vamos a poner muy enérgicos).

Anónimo dijo...

Es curioso lo de los porros, yo que siempre he ido contra el mundo y las corrientes nuevas y estupidas. A mi me tacharon de "facha", asi que arremeti contra todos con argumentos, yo no soy "facha", pero no me importaria serlo antes que llevar una camiseta con la cara de un terrorista como el "Che Quevara" (personalemtente asesino a personas atadas de manos, ojo con ponerse eso en una camiseta), "EL Libertador de America y el "Enjaulador de Cuba", oye y tan panchos, asi que a mi me la repampinfla los que sin argumentos te apellidan y te encasillan en un lado. Quien quiera ir a tomar por..... pues que lo haga, pero que no se fijen en el mio.
Asi que tu no escribas para el publico sino lo que tu sepas, entiendas y quieras, no seas .........llas

Jesús Cotta Lobato dijo...

Te haré caso, Anónimo.

Rosna dijo...

Usted es LIBRE ... y escribe como siente .
La magia de Canora es su alma .

Somos Libres !!
Viva la Libertad !!!

Los guadanias ( asi se dice ...me refiero a los que censuran ...) que reciban ...je ...

Rosna

Jesús Cotta Lobato dijo...

Rosna, eso, de los guadanias usted y yo nos defenderemos a golpe de guadaña.

Rosna dijo...

Bravooo Cotta san , y además lleva el espíritu de samurai .
Asi es usted , desafiante ,asi lo queremos ver ,pero a usted no le hace falta dar golpes solo con su sentir y escritura los aplasta ...
Saludos admirados de una isleña aspirante a canorense ....
Rosna

Jesús Cotta Lobato dijo...

El espíritu del samurái lo necesito ahora, Rosna, que empieza el curso.

Mery dijo...

Canora nunca podría ser descafeinada, de eso estoy segura, así que, si en algún momento pareció írsete de las manos, no temas: Canora se encarrilará por sí misma, por la esencia de la propia naturaleza con la que fué creada.
Dicho ésto, sé todo lo libre que quieras porque de eso se trata. Y tus lectores, encantados.
Un abrazo